¿Porque me pica mucho la cabeza con piojos?

Todos conocemos a alguien cercano que ha tenido piojos alguna vez, ya que el hecho de tener piojos es en realidad la afección más contagiosa y común, después del típico resfriado.

La cuestión es que la forma de picar de los piojos en el cuero cabelludo es aleatoria y azarosa, por lo que puede llegar a ser realmente incómodo. Lo que no se sabe con certeza es por qué llegamos a coger los indeseables piojos. Y aunque somos muy propensos a lanzar hipótesis, la mayoría de ellas tan aleatorias como el picar de los piojos, la mayoría son tampoi bien incorrectas.

En este post desmentimos algunas de las razones más comunes que lanzamos a la hora de explicar porque hemos cogido los «malditos» piojos:

He cogido piojos porque tengo sangre dulce

La cuestión es que los piojos no tienen ningún tipo de capacidad para detectar el tipo de sangre, pelo o cuero cabelludo del huésped. Además, para más inri, la sangre del ser humano está compuesta por cloruro sódico, es decir, es salada, nunca dulce.

De hecho, podríamos llegar a pensar que las personas diabéticas tienen la glucosa más alta, al tener hiperglucemia, y por tanto se puede decir que la sangre es más dulce. Pero desde aquí te adelantamos que los piojos no tienen ningún tipo de mecanismo para detectar este tipo de factor diferencial en la sangre del huésped.

Tengo piojos porque se me ha abierto la piojera

Entre los razonamientos más raros y absurdos, este se lleva la palma. La piojera es un mito popular que evidentemente no existe. Los piojos eligen como hábitat cabezas con pelo, no importa el color, el tamaño, la longitud, etc.

Cogí piojos porque siempre tengo el pelo muy limpio

Este es otro gran mito falso a respecto de los piojos. El instinto del piojo, como el de todos los seres vivos, es uno muy simple: sobrevivir. Los piojos tienen células sensoriales en sus antenas que detectan el movimiento del cabello del huésped potencial. Utilizando el pelo a modo de liana, salta de una cabez a otra solo movido por el instinto de supervivencia, sin más deliberaciones, con el único propósito de seguir con vida.

¿Por qué pican los piojos?

Pero nos queda aún dar respuesta a la pregunta más importante… ¿por qué pican los piojos? Pues los piojos pican porque se alimentan de la sangre del cuero cabelludo y, para llegar a ella tienen que realizar pequeñas heridas en la piel inyectando una pequeña trompa, con la que obtienen su alimento vital.

Como todos los animales que se alimentan de sangre, como por ejemplo los mosquitos o incluso los murciélagos, para que la sangre no se coagule y se quedan pegados al cuero cabelludo, a la vez que realizan la herida, segrega una sustancia anticoagulante que consigue que la sangre siga fluyendo.

Esta sustancia anticoagulante produce una reacción alérgica en la piel que es la que provoca el picor en el huésped y la respuesta lógica que tenemos, es la de rascarnos la cabeza. Así de fácil.

Leave a Reply